zurück

Afilado de sierras en el mar Amarillo 2018-03-14

Ir al resumen

La empresa surcoreana DCM fabrica sierras circulares de alta precisión y herramientas especiales como fresas o cuchillas circulares. DCM suministra sus productos a industrias de todo el mundo dedicadas al serrado y corte de metal, en particular a las del sector de la producción de tubos de acero, así como también la industria automovilística, la construcción naval y la industria aeroespacial. Para producir sus sierras circulares con revestimiento de metal duro, la empresa utiliza una docena de máquinas VOLLMER. Entre las últimas adquisiciones se encuentran las afiladoras VOLLMER en los modelos CHD, CHF y CHP, con las que se pueden afilar sierras circulares con revestimiento de metal duro en una sola operación.

Hwaseong es una ciudad surcoreana situada en la costa del mar Amarillo, a unos 50 kilómetros de Seúl. Esta región está considerada un destino turístico apreciado por su sol, aunque también es muy conocida por su vertiente deportiva. Es aquí donde en 1953 nació el futbolista Bum-kun Cha, el futbolista de Asia del siglo XX. Jugó más de 300 partidos en la liga de fútbol alemana en los años 80 y anotó casi 100 goles vistiendo la camiseta del Eintracht de Fráncfort y el Bayer Leverkusen.

Otras de las personalidades conocidas del mundo del deporte procedentes de la región oeste de Corea de Sur son An Youngmoon y su hijo An Stephan. El primero fue un conocido jugador de tenis y golf, mientras que su hijo destacaba en la bicicleta. No obstante, la verdadera pasión de estos deportistas son las sierras: An Youngmoon y An Stephan son los gerentes de la empresa DCM, que tiene su sede central en Hwaseong. Esta empresa fundada en 1982 está especializada en la producción de sierras circulares de alta precisión y herramientas especiales como fresadoras o cuchillas circulares.

sierras circulares de alta calidad para el corte de metal
“A finales de los años 70 impartí clases en la escuela de formación profesional y me di cuenta de que nuestras sierras circulares siempre se desafilaban al serrar y a menudo se rompían”, explica An Youngmoon, fundador y gerente de la empresa DCM. “Esta fue la motivación principal que me movió a diseñar sierras circulares de alta calidad que resistan a largo plazo las duras condiciones del corte de metales”.

De esta idea nacieron las primeras sierras circulares de acero de corte rápido (HSS) de la firma. Poco tiempo después vinieron las sierras tronzadoras circulares, que con su elevada velocidad periférica son ideales para cortar tubos de acero y perfiles. Con estas sierras circulares se producen temperaturas muy altas entre la hoja de sierra y el metal debido a las grandes velocidades y la fricción, por lo cual el corte se convierte en una mezcla de serrado y fundido (lo que DCM denomina el “efecto rojo vivo”).

“Antes de que empezáramos a desarrollar nuestras primeras sierras tronzadoras circulares a finales de los años 80, este tipo de serrado se importó completamente a Corea del Sur. Actualmente suministramos casi tres cuartas partes de todas las sierras tronzadoras que la industria del metal necesita para nuestro mercado nacional”, asegura An Stephan, gerente de DCM. “Nuestro objetivo es convertirnos en el proveedor líder de sierras circulares en Corea del Sur y seguir expandiéndonos a escala internacional”.

Una docena de afiladoras VOLLMER
A principios de los años 90, DCM comenzó a fabricar sierras circulares con revestimiento de metal duro. Desde el primer momento, esta empresa surcoreana confió en las afiladoras VOLLMER para su producción, para lo cual An Youngmoon asistió a una formación en Biberach que duró tres semanas. Desde luego, una inversión que para DCM saldría rentable. Hoy en día, la compañía suministra sierras circulares a industrias de todo el mundo dedicadas al serrado y corte de metal, en particular a las del sector de la producción de tubos de acero, así como también la industria automovilística, la construcción naval y la industria aeroespacial.

Para fabricar sus sierras circulares con revestimiento de metal duro, la empresa surcoreana DCM utiliza alrededor de una docena de máquinas VOLLMER. A principios de los años 90 invirtió en las primeras afiladoras de Biberach, y entre las últimas adquisiciones se encuentran las afiladoras VOLLMER en los modelos CHD, CHF y CHP. Con estos conceptos de máquinas se pueden afilar sierras circulares con revestimiento de metal duro en una sola operación. En combinación con un sistema de manipulación ND y el correspondiente carro de carga para la alimentación automática, las máquinas están listas para utilizarse en todo momento.

“Corea del Sur se ha convertido en un segmento superior del mercado de afiladoras en el sector del metal y los compuestos, a lo que se suma una demanda creciente en cuanto a servicio y soporte para aplicaciones”, apunta Stefan Brand, gerente del Grupo VOLLMER. “Gracias a nuestra sucursal de Seúl fundada en 2016, podemos atender aún mejor y de manera más competente a nuestros clientes como DCM allí donde nos necesiten”.

 

 

Contacto de prensa

Ingo Wolf
Marketing Services
Correo electrónico i.wolf@vollmer-group.com
Dirección Ehinger Straße 34 // 88400 Biberach/Riß